Since its replica watches, the replica bags has attracted many hermes replica , including replica gucci .the replica hermes family and the Roman bishop.
M  A  D  E     I  N    W  E  B  |  
Historia

EDMUND HUSSERL, LA VERDAD COMPARTIDA


A Edmund Husserl se lo conoce sobre todo como fundador de la " fenomenología , definida por muchos estudiosos como la "aventura" de la conciencia de nuestro, y en nuestro, siglo.


La inmensa tarea que se propuso fue, justamente, la de recorrer con rigor todo el camino hecho por la conciencia filosófica en la edad moderna y contemporánea para devolverle renovada dignidad, rigor de investigación y de método, nuevo impulso especulativo y moral al mismo tiempo, en su ansia de verdad.

 


En el seno de la crisis de la razón del siglo XX y del extravío de los valores morales que siguió a la pérdida de la "verdad sobre le hombre", Husserl tuvo el coraje y el gran mérito de volver a proponer un método y una filosofía que señalaban valientemente la dimensión ética que está implícita en toda auténtica tensión hacia la verdad.


Es significativo al respecto uno de sus principios, que él llama ausencia de prejuicios". Para él los "prejuicios" causados por nuestras concepciones políticas, filosóficas, nuestras personales opciones morales o religiosas, y asimismo nuestras simpatías y antipatías psicológicas, nos hacen juzgar a los otros, sus opiniones, sus concepciones de vida y aún la misma realidad que nos rodea, de manera falseada y subjetiva, cuando no ha actuado la poda purificadora de una verdadera crítica filosófica.


Su fenomenología parece retomar aquí, en clave filosófica, una de las grandes máximas evangélicas que dicen que si nuestra "miradaes pura" —es decir, sinuestro intelecto está purificado de intereses y pasiones— nos es posible "ver" la verdad de los otros, de nosotros mismos y de la realidad entera.


La educación al método de la fenomenología tendría que ofrecernos la capacidad y el coraje de eliminar los prejuicios de todo tipo, restituyendo a nuestra conciencia la pureza y la renovada capacidad de apertura frente al" ser" que se revela en su verdad originaria.



Posiblemente la elección más grande que nos ha dej ado es una lección de ética. La gran enseñanza que él ha querido encerrar en la fenomenología consiste en tender con todas las fuerzas de la propia interioridad a la búsqueda honesta y sincera de la verdad. Se podría decir que, de alguna manera, le exige antes que nada a la filosofía que no peque contra el "espíritu de verdad".



Husserl fundaba así la ética de la honestidad intelectual, de la que deriva necesariamente la ética de la disponibilidad al otro, de la apertura al otro, o mejor, como diría Lévinas, de la escucha de la verdad que resplandece en el "rostro" del otro.


Contra nuestros arbitrios, falsos juicios y caprichos existe el imperativo moral de la sinceridad con nosotros mismos, con los otros y con las cosas, que era uno de los principios inspiradores de la gran filosofía clásica y cristiana.



La información contenida en este artículo tiene una función meramente informativa. Ante cualquier duda consulte a su médico o terapeuta.
Fuente: MADE IN WEB

Agregar esta nota en Añadir esta página a favoritos e Google..Añadir esta página a favoritos e Yahoo Añadir esta página a favoritos e Ask Añadir esta página a  Meneame Añadir esta página a  Fresqui Añadir esta página a  Enchilame Añadir esta página a  Delicius Añadir esta página a  Digg Añadir esta página a  Technorati
DEJE SU COMENTARIO
flechita
separador
No hay comentarios
separador
flechita
Suscribite
Dejanos tu e-mail para enviarte newsletters con novedades de implantes dentales.