M  A  D  E     I  N    W  E  B  |  
Educación

MANEJAR SOBRE PAVIMENTO MOJADO SIN PELIGRO


Conducir cuando la calle está mojada requiere una técnica especial que consiste básicamente en dos reglas: duplicar la precaución y no cometer excesos.


De nuestra atención en todo momento depende la seguridad que tengamos en rutas en aquellos días en que el peligro es constante. Siga estos consejos y manejará con mucha más tranquilidad.



Reduzca la velocidad. Cuando llueve o el suelo está mojado, hay que reducir la velocidad ante todo, para que la adherencia del vehículo sea la mejor posible. En circunstancias riesgosas como ésta, debemos olvidarnos de una serie de "vicios" que ya tenemos incorporados al manejar (conducir a grandes velocidades, girar bruscamente en una esquina, frenar cuando ya casi estamos sobre el auto de adelante, dejar poca distancia entre autos al manejar...).



Conduzca con suavidad. Una vez rebajada la velocidad, es necesario conducir con suavidad; una maniobra brusca puede hacernos perder con mayor facilidad el control del coche.



Frene con el motor. El freno debe utilizarse lo menos posible intentando frenar siempre con el motor, es decir, reduciendo la marcha con los cambios hasta casi detener el coche. Cuando haya que pisar el freno hay que hacerlo con suavidad y sabiendo que la distancia de frenado que necesitaremos será mayor que en circunstancias normales. En las curvas habrá que entrar más despacio que de costumbre y sin pisar el freno en ningún caso.



Aumente la distancia de seguridad. Es conveniente aumentar la distancia con el vehículo que nos precede, ya que el coche frenará peor a causa del suelo mojado y pueden surgir imprevistos. Además, si vamos muy cerca, las salpicaduras de agua y barro serán mayores, perjudicando nuestra correcta visibilidad.



Evite los charcos. Cuando haya charcos, es conveniente esquivarlos en la medida de lo posible. Una cantidad considerable de agua puede hacer patinar al vehículo, ya que el dibujo de los neumáticos no evacúa toda el agua.



• Potencie la visibilidad. Cuando la lluvia es intensa, aunque sea de día, debemos llevar las luces bajas encendidas, nunca las altas.



La información contenida en este artículo tiene una función meramente informativa. Ante cualquier duda consulte a su médico o terapeuta.
Fuente: MADE IN WEB

DEJE SU COMENTARIO
flechita
separador
No hay comentarios
separador
flechita
Suscribite
Dejanos tu e-mail para enviarte newsletters con novedades de implantes dentales.